El verdadero gentleman.

Lo sé, hace mucho, mucho tiempo que no escribía nada, pero no tenía la cabeza demasiado centrada sabéis. No obstante, con el año que empieza quiero renovar el compromiso que una vez me disteis y volver a retomar la publicación de mis entradas con algo más de asiduidad o, al menos, eso espero.

Este septiembre pasado falleció mi padre después de una corta enfermedad, y digo corta porque efectivamente lo fue, en no más de 5 meses se nos fue no sin antes haber luchado como un campeón hasta su último suspiro, como siempre hizo en su vida, vaya. De ahí que hoy quiera inaugurar el año dedicándole a él, a mi padre, esta primera entrada del 2014.

Todos los que lo conocían bien coinciden prácticamente en lo mismo a la hora de describirle. Por un lado, dicen de él que era muy buen amigo de sus amigos y, por el otro, que representaba la esencia del VERDADERO GENTLEMAN. Y qué querrá decir eso? Pues yo lo tengo claro, a mi modo de ver, y más allá de vestir de una forma más o menos elegante y de ser un tío educado y con buenos modales, supone tener ese puntito de dignidad que haga de ti una persona incorruptible y, en definitiva, poseer una actitud que irradie estilo por todos los costados. Así era mi padre, no era la persona más cool del mundo pero su sentido del humor, su integridad, su saber estar y su carácter de hombre bondadoso hacían de él un verdadero referente en muchos sentidos. Por último, tenía además ese toque rebelde a lo James Dean que ahora no hace sino incrementar su leyenda, la de mi padre, claro.

De él aprendí innumerables lecciones en esta vida y sin duda a él le debo, además, el interés por la moda clásica masculina. Y es en ese ámbito donde me enseñó todo lo (poco o mucho) que sé hoy. Sentía devoción por los zapatos, de todo tipo, y se pasaba horas limpiándolos, cepillándolos y, en definitiva, mimándolos, hasta el punto que solía decir que no habían zapatos buenos ni malos, sino zapatos bien o mal cuidados. Le encantaban los relojes, también prácticamente de cualquier forma y estilo, aunque sentía pasión por los Patek Philippe (y quién no?) Estaba muy unido al mar y por eso tenía cierta querencia a lo náutico, ya sea en forma de complemento, como por ejemplo alguna pulsera de nudos, ya sea en forma de abrigo pea coat, etc…

En definitiva, un hombre de los pies a la cabeza que en más de una ocasión me dijo estar encantado con lo que yo hacía, con este blog, por lo que no tengo más remedio que continuar, y yo encantado!

Un abrazo a todos, feliz 2014 y hasta muy pronto!

Anuncios

7 comentarios sobre “El verdadero gentleman.

Agrega el tuyo

  1. Borja, podías aprender muchas cosas de tu padre. Todo un referente. La vida te ha dado el tiempo suficiente para adquirir ese aprendizaje. Te hubiera podido dar más, pero esa vida no te ha permitido vivir este disfrute, esta plenitud que emitía tu padre. Se ama con admiración y esto es amor puro en toda regla, del mismo modo que está relacionado con este profundo vacío en el que de pronto uno se ve suspendido. Pero lejos estás de hacer honor al verso de Borges ” la muerte es el olvido “. ” Aquello que no se nombra, no existe “. Siempre existirá porqué siempre lo nombrarás. Es el mayor tributo.
    Un fuerte abrazo.
    Ana Oliva

  2. Muchas gracias Carlos, la verdad es que necesitaba rendirle tributo de alguna manera porque, en parte, todo esto también es mérito suyo.

    Feliz 2014, sigue disfrutando de tus padres y nos vemos muy pronto.

    Un abrazo fuerte.

  3. ¡Enhorabuena por haber tenido ese padre, Borja! Y enhorabuena a tí, por dedicarle ese recuerdo tan bonito a tu padre. No todo el mundo se atreve a hacerlo, aunque se quede con las ganas ¿sabes? Seguro que le ha encantado.
    Yo sigo disfrutando aún de mis padres ya mayores, de 88 y casi 87 años y como te digo, ambién disfruto mucho con ellos.
    Un abrazo compañero y Feliz 2014.
    Nos vemos pronto.

  4. Eres un crack amigo!!! Seguro que a tu padre le haría mucha ilusión saber que le das continuidad a tu blog. Así que a seguir con fuerza y mucho ánimo campeón. Que el 2014 venga cargado de alegrías y mucha felicidad. Un abrazo muy fuerte.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑